Seguros Venezuela fomenta una alimentación sana

Seguros Venezuela estableció un convenio con la Sociedad Anticancerosa de Venezuela

Alumnos del Colegio Parroquial Sagrado Corazón de Jesús, en Caracas, son beneficiarios de los programas de responsabilidad social de Seguros Venezuela. La empresa fomenta una alimentación sana entre los más pequeños de la casa, a fin de que puedan exhibir un excelente rendimiento en materia académica.

Seguros Venezuela estableció un convenio con la Sociedad Anticancerosa de Venezuela para llevar adelante el programa La Lonchera de Mi Hijo, que ha tenido gran repercusión en las zonas más humildes de la capital de la república.

Proteínas y hortalizas son algunos de los alimentos que los niños deben comer en esta etapa de sus vidas, a fin de estimular su sano crecimiento. Los más pequeños de la casa, además, requieren frutas y carbohidratos.

Dulces y alimentos ricos en grasa no deberían estar en la dieta diaria de los infantes, pues puede provocarles problemas prematuros de obesidad y sobrepeso. Algunos niños, incluso, presentan síntomas de diabetes debido a que son amantes de la llamada comida de la calle o comida chatarra, especialmente las que venden en franquicias de comida rápida.

Miembros de la junta directiva de la Fundación Seguros Venezuela sienten gran satisfacción por haber establecido esta alianza incondicional con la Sociedad Anticancerosa de Venezuela, organización no gubernamental sin ánimos de lucro que lucha por darle una esperanza de vida a cientos de pacientes oncológicos a lo largo y ancho del territorio nacional.

Estadísticas recientes indican que más de 100 personas han sido beneficiarias de esta iniciativa de Seguros Venezuela. La empresa emprende una campaña contra el embarazo precoz, a través del programa Preventores Somos Todos.

Venezuela registra una de las tasas más altas del mundo en materia de embarazo precoz. Se estima que el 10 por ciento de los embarazos en nuestro país corresponde a niñas o adolescentes menores de edad, una cifra alarmante y que va en franco crecimiento.

Voceros del Fondo de Población de las Naciones Unidas han hecho votos para que el gobierno de Venezuela y las empresas públicas y privadas emprendan una campaña contra el embarazo precoz, especialmente en las zonas más humildes de todo el país, donde el fenómeno tiene una alta incidencia.