Fundación Yammine: ¡De las viviendas sostenibles y lo que podemos hacer para reducir el cambio climático!

La Fundación Yammine explica que el sector construcción tiene ya años tratando de hacerse responsable del impacto que causa en el medio ambiente a través de nuevas técnicas y procesos más armónicos con la naturaleza


CEOVzla.- El medio ambiente requiere de toda la ayuda posible para minimizar el cambio climático y la contaminación, y es por eso que el sector de la construcción ha dado un paso adelante para disminuir la huella que él mismo produce en este aspecto. ¿Cómo? Con las construcciones sostenibles, que son edificaciones elaboradas a partir de materiales, procesos y técnicas ecoamigables, y que no afectan al entorno o, en su defecto, causan un mínimo impacto.

Actualmente la sostenibilidad está en la palestra ya que en el mercado se encuentran un cúmulo de productos teóricamente sustentables: autos eléctricos, bolsas reciclables para hacer las compras en el mercado, etcétera. Y las viviendas no se quedan atrás, y ya desde hace algunos años la arquitectura sostenible ha venido ganando terreno en el mundo de la construcción.

Para convertir los hogares en un entorno eco-friendly, solo se requiere poner en práctica algunas alternativas que permitan atraer la sostenibilidad para gozar de todos los beneficios, no solo para el ambiente sino también para las personas que allí habitan. Con tan solo pequeños gestos que se hagan diariamente en conjunto con otras acciones que van a permitir que las viviendas tradicionales puedan convertirse en una alternativa ecológica.

Para ello, la Fundación Yammine da algunas opciones que van a permitir que las casas puedan convertirse en una estructura más ecológica. Entre ellas tenemos:

  • Optar por aislamientos térmicos: Es muy agradable estar en un entorno que permanezca fresco en época de calor y cálido durante el frio, además de evitar que no entren ruidos molestos al interior de la vivienda. Esto se puede lograr colocando algún material que permita recubrir techos, paredes y pisos, como por ejemplo la madera que es un elemento natural que brinda muchos beneficios tanto para el ambiente como para los habitantes.
  • Ahorrar agua: El agua es fundamental para la vida y es muy común que se desperdicie en el hogar, por eso es recomendable revisar periódicamente las griferías para evitar cualquier fuga. Del mismo modo, al momento de la ducha, cepillarse los dientes, lavarse las manos, fregar la ropa y los platos, como también al momento de regar las plantas hay que hacerlo de la manera adecuada.
  • Sustituir las bombillas: Las bombillas tradicionales consumen mucha energía lo que se traduce en un aumento en el calentamiento global y en los gastos del hogar. Para evitar eso existe la iluminación LED que solo consumen 2w y dan igual luminosidad, pero sin los efectos antes mencionados.

Fundación Yammine ¡De las viviendas sostenibles y lo que podemos hacer para reducir el cambio climático! - IMG


Lea también: Fundación Yammine: Del reciclaje casero y su aporte a la problemática de la contaminación


  • Hacer mejor uso de los aparatos eléctricos: Reemplazar los artefactos eléctricos por otros más eficientes puede resultar un costo muy elevado difícil de llevar a cabo. Con tan solo pequeñas acciones como apagar el televisor, computadora, aire acondicionado y equipo de sonido, cuando no se están utilizando, permite el ahorro de energía.
  • Usar pinturas ecológicas: Las eco pinturas están elaboradas con ingredientes de origen natural que no causan ningún tipo de daño al ambiente ni a las personas ya que no contienen productos tóxicos. Vienen en variedad de colores para jugar con la combinación del lugar.
  • Instalar ventanas amplias: Esto va a permitir aprovechar aún más la luz natural para darle luminosidad a todo el lugar, Para resguardarse del frio, se puede optar por aquellas de doble vidrio y así evitar que el calor se disipe.

Con estos consejos se logrará minimizar los efectos nocivos sobre el medioambiente, y se podrá tener un estilo de vida más natural.

(Con información de Fundación Yammine)